16 03 2010

El orgullo tras bambalinas,
cellando las puertas de la razón,
codiciando lágrimas agenas,
lastimando la vida de vidas.

Orgullo,
tan enredado en el alma
que hasta cuesta diferenciarlas ahora,
¿Cómo aprender a ceder?
¿Cómo saber cuando es el alma la que habla?
¿Cómo saber cuando el alma es la que se vende?

Es cuestión de vivir y saber vivir,
porque el alma puede esconderse
tras la voluntad de oligarcas  patrones
pero he ahi el dilema…

¿Qué vida seria esta sin la anhelada libertad?
Libertad y enmancipación de los deseos,
lujuria envuelta en seda,
pasión y enredo tras una cortina,
egoismo y posesión del mismísimo yo,
adicción a la tristeza,
pero es que si hablamos de pecados,
me comienza a parecer mas lógico…

Esta sed que me da,
esta ambición que me persigue.
Se cuela en mi, haciendo espesa mi sangre,
deteniendo mis pasos,
y que mas libertad pudiera yo pedir,
más que la soledad de mi alma,
mas que el poder disolverme en ella.


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: